viernes, 11 de enero de 2019

Jaulas de seda de Iria G. Parente y Selene M. Pascual

*Este libro fue una lectura de 2018 y, aunque no lo puse en la entrada de mejores lecturas del año, se encuentra entre ellas. Simplemente lo leí después de hacer la entrada y el pobrecito quedó fuera.



Jaulas de seda de Iria G. Parente y Selene M. Pascual
Marabilia #4 | Nocturna | 637 páginas

Cómpralo en Amazon, añádelo a  Goodreads 
Ivy de Dione ha sabido siempre que su destino era casarse para poder reinar y ahora, por fin, va a conocer a su prometido. Sin embargo, cuando el príncipe Fausto de Granth llega a las costas de su nuevo reino, no encuentra el lugar tranquilo que esperaba. Dione es en realidad una jaula, y sus barrotes se componen de secretos e intrigas por doquier.

Mientras tanto, Marabilia se prepara para la Cumbre, el gran acontecimiento político que reúne a los regentes de los ocho reinos y que podría cambiar las vidas de todos.

Es posible que Ivy de Dione conozca su destino, pero también que lleve toda una vida equivocada.
SAGA MARABILIASueños de piedra - Títeres de la magia - Ladrones de libertad - Jaulas de seda - Marabilia 5

★★★


Jaulas de seda es un libro que tuvo mucho boom cuando salió, como todo lo de las autoras, y aunque yo le tenía muchas ganas, se me creó una mezcla de hype y rechazo por verlo por todos lados y decidí esperarme a que la cosa estuviera más suavizada para leerlo. Y lo cierto es que he disfrutado un montón de esta historia y me alegro haberme esperado para no encontrarme la saturación de la historia por todas partes. Lo cierto es que Jaulas de seda es un libro con un mensaje de igualdad muy positivo y poderoso que me ha dejado más que encantada. Y ¿qué decir de sus personajes? Unos amores...


Empezaré por el príncipe Fausto, ese joven que viene de otro reino para casarse con la princesa de Dione, matrimonio dispuesto por los padres de ambos y, claro, el chaval tiene sus dudas sobre cómo va a salir eso pero no es como si no intentara que todo saliera lo mejor posible. Fausto es lo mejor del mundo, es un personaje al que le gusta tenerlo todo bajo control y siempre está sopesando las probabilidades para absolutamente todo para que nada le pille por sorpresa. Su personalidad es genial y por ser tan seriecillo y querer llevarlo todo lo mejor posible es muy divertido cuando se quedan con él, cosa muy sencilla de hacer. Es que de verdad, cuando le pilla algo por sorpresa entra en estado de shock y le da un cortocircuito o algo que no le permite actuar y me he descojonado mucho a su costa porque cuando se queda sin habla es mortal y ¡qué bien me lo he pasado! Aunque hay que admitir a favor de Ivy que a veces puede resultar un tanto desesperante la espera para que el chaval haga algo, pero sigue siendo divertido y esos momentos han quedado grabados en mi memoria por genialísimos que son. Quitando lo genial que es ponerlo en evidencia, Fausto además es un trocito de pan que no quiere quitarle a nadie lo que le debe corresponder por derecho de nacimiento. Su disposición a ayudar a que el mundo sea más justo enamora muchito porque supone un gran apoyo y por eso es que me encanta todo su papel en este libro. Fausto me ha cautivado y se convierte en uno de mis personajes favoritos de esta saga.



Por otro lado tenemos a la princesa Ivy, la cual se muestra al inicio como una chica que siempre ha estado enjaulada y cuyo destino se ha ido creando sin preguntarle a ella. Ivy tiene muy claro que siempre ha sido una prisionera por haber nacido mujer y princesa y pues como que se conformaba bastante a su situación aunque internamente no le hiciera mucha gracia, pero ¿qué le iba a hacer? Eso era lo normal... Sin embargo Ivy rápidamente evoluciona hacia un personaje más seguro y que realmente está dispuesto a cambiar el mundo. La llegada de Fausto y las cuestiones que le propone hacen que Ivy despierte y se de cuenta de que es más capaz de lo que ella misma creía. De este personaje admiro mucho su valor porque al fin y al cabo, si bien es consciente de las injusticias del mundo, dar el paso hacia delante y no sólo decir sí a qué otro lo haga sino hacerla una misma pues oye, pedazo de personaje en el que se convierte. Me ha gustado mucho de ella que a pesar de sus dudas acaba siendo la que da el paso hacia adelante. Es muy sencillo hablar pero a la hora de actuar demuestra una valentía inigualable y es por ello que Ivy es un personaje que también guardo en un rinconcito de mi corazón, por tener una evolución hacia mejor y echarle un par de ovarios al asunto. Además que la chavala tiene momentazos de los de me levanto y te aplaudo porque ole tus ovarios.



Para mi este par han sido los que me han resultado más interesante, divertidos y los que han llevado la voz cantante durante la historia no solo por parte romántica y cómica sino porque se le presentan unos asuntos que me han resultado muy interesantes, como es toda la política de Marabilia. Pero, como siempre, contamos con más personajes. Contamos con personajes de otros libros que realizan alguna que otra aparición y es genial tanto por la parte divertida que suponen como por la lucha que traen y lo cierto es que he adorado toda la unión que se establece entre las mujeres, así como la aparición de Silfos siempre resulta interesante.

Volviendo a los personajes que también narran este libro, tenemos a Cordelia y a Samira. Cordelia supone la mujer perfecta y leal cuyo mundo se basa en su familia; en su marido y su hijo y sus obligaciones como mujer que es. Al inicio me recordó a Ivy por ser conformista pero Cordelia vive en un mundo algo diferente, ella no ve tanto la prisión sino que lo ve todo más positivo. La chiquilla es tal y como la han criado y, sí bien como personaje no es que me gustará especialmente -tampoco disgustar, ni fu ni fa- sí que es cierto que tiene un valor en este libro y como tal me ha gustado por lo que representa, porque es un tópico de mujer que no piensa en las injusticias a las que se ha sometido voluntariamente porque es lo que ha mamado desde pequeña y lo que considera normal. Siento decir que no he sentido ilusión alguna cuando tocaba un capítulo de Cordelia pero comprendo su importancia en la visualización de la novela y me parece correcta, realmente no puedo quejarme de ella como personaje aunque a mi no me haya provocado gran sentimiento.

Por otro lado, Samira me moló mucho cuando apareció porque es un bicho. Es la hermana pequeña aventurera que se escapa y hace todo el rato lo que se le antoje porque puede. Nada más aparecer me dio muy buena sensación porque es guerrera y tiene un punto de libertinaje que es refrescante. Sin embargo Samira no es la chica segura en sí misma que parece ser. Después de mostrarnos su personaje de forma superficial, nos vamos adentrando en ella y vemos como empiezan a rondar en las numerosas inseguridades que hay alrededor de ella. Porque es la tercera hija y no es importante, nadie le hace caso y tiene una excesiva libertad porque nadie, absolutamente nadie, está pendiente de lo que ella haga o deje de hacer. Si bien Samira es un personaje interesante, también me pasó un poco como con Cordelia, que prefería irme a la historia por el lado de Ivy y Fausto que a la de la chica que no aporta mucho más a la historia que sus inseguridades y el avance de ésta. Para mi gusto es un personaje que para un ratillo está muy bien y mola bastante pero para más como que no me aporta tanto como otros.


Terminando con los personajes decir que el rey es genial y es un papi querido al que le he cogido un pelín de cariño que no sé de dónde me ha salido (?). La reina también es maravillosa y, como en todo libro donde hay conspiraciones y tal, también hay gente odiosa como debe de ser, y más con el intento de meter la ley para que las princesas puedan ser reinas, sale cada burro... Pero me ha encantado esto también porque hay momentos de esos de te callas la boca que OLE LA DIVA QUE TENEMOS POR FUTURA REINA. Es que vaya forma tiene de despachar más de una, y no hablo solo de Ivy sino de toda mujer que ha soltado algún que otro comentario ahí con toda su honra. Y Fausto también ha tenido momentos de esos geniales que le ha callado la boca al padre de una forma... Ofú, qué gustito da cuando ves como le dan su merecido a los asnos que pululan por ahí. Ains, es que los he adorado mucho a todos y más cuando están luchando por la igualdad y de verdad, me caso con este libro.


Como penita que me deja un pelín descontenta es que Logen se ha quedado muy desaparecido. De esto que aparece al inicio y después tarda la vida en volver aparecer al punto de que ya no te acordabas de su existencia. Y hombre, sé que no es prota ni ha tenido un papel importante pero pintaba un personaje divertido y me hubiera gustado conocerlo más. Eso sí, también me ha encantado que metiera lo de las aves -perdón por llamarle aves, no recuerdo el nombre y total, ya nos entendemos-. Ha sido un puntazo lo que estas pueden hacer y resultan muy interesantes por las relaciones que crean por sus dueños.

Voy llegando hacia el final y vuelvo a hacer hincapié -¿lo he hecho realmente?- en que este es un libro poderoso que trata el tema de la igualdad en el ámbito real. En este libro vislumbramos un gran cambio en el reino de Marabilia y transmite al lector una gran fuerza de que con lucha y perseverancia, todo puede conseguirse. Nada es fácil en un inicio y hay que luchar por ello porque nadie te va a regalar la justicia que te mereces. Y conseguir un derecho no significa que conservarlo sea fácil y que todo el mundo esté a favor de ello.

Jaulas de seda ha sido el libro que más repercusión ha tenido en el mundo de Marabilia y que te muestra como éste da un paso hacia la evolución de manos de personajes nuevos y de personajes que ya hemos conocido en otros libros. Es un libro que contiene romance y momentos cómicos, sí, pero su principal eje se encuentra en los grandes valores que transmiten y por los que valen la pena luchar. Jaulas de seda no es solo una historia que te enamora por sus personajes sino que también es un grito por la igualdad y la lucha de esta.




3 comentarios:

  1. ¡Hola!
    Seliria nunca decepciona. Tengo muchas ganas de leer Ladrones de libertad para ponerme con este. Además todo lo que cuentas sobre la igualdad... es que es genial que demuestren que los jóvenes leemos y nos preocupamos.
    Gracias por la reseña; te mando un beso enorme. ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar
  2. Hola querida Lid, nunca he leído a Seliria y me da un poco de miedo aventurarme y que su escritura no me guste. Sin embargo, has dado tantos puntos buenos que el bicho de la curiosidad me pica una y otra vez.
    Veré qué tal con los libros anteriores y veremos qué pasa.
    Un abrazo enorme chica.
    Nos leemos.

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola! ^^
    Siempre me digo que voy a leer algún libro de estas autoras, pero luego pasa el tiempo y nada. Es que la fantasía me cuesta un poco, pero tengo ganas de comprobar si sus libros son tan buenos, porque todo el mundo habla maravillas de ellos. Seguro que este año leo "Sueños de Piedra" por lo menos.
    Besos!

    ResponderEliminar

¡Gracias por tu comentario!
Un par de cosas antes de que le des a "publicar".
- Este es un blog literario donde se habla de libros, no es ningún sitio de traducción ni nada similar.
- Prohibido el spam gratuito.
- Si vas a comentar algún spoiler asegúrate de indicarlo debidamente. Por ejemplo: SPOILER X mató a Y FIN SPOILER
- Por favor, somos lectores, intenta cometer el menor número de faltas de ortografías..